“Tuve que escapar por el monte, sin linterna”: El dramático relato de la dueña de la barraca donde presuntos avasalladores mataron a un zafrero

EL DEBER

2 de diciembre de 2022, 10:55 AM

“Solo se veían luces de linternas y se escuchaban los tiros que lanzaban hacia mi gente, fue traumático, nos emboscaron y me buscaban a mí», contó Janeth Vargas.

“Señora, escóndase, vienen por usted”, fue la advertencia de un trabajador que salvó la vida de Janeth Vargas, propietaria de la barraca San Miguel, en el departamento de Pando, la noche del jueves, cuando el lugar fue emboscado por avasalladores armados y se convirtió en campo de batalla, dejando como saldo a una persona muerta y seis heridos de gravedad.

Eran cerca de las 20:00. Janeth estaba acostada en una choza en un sector de su propiedad denominado ‘El Chorro’, cuando fue alertada por sus trabajadores de que los avasalladores llegaron para cumplir su amenaza, tomar sus tierras y matarla.

“Solo se veían luces de linternas y se escuchaban los tiros que lanzaban hacia mi gente, fue traumático, nos emboscaron y me buscaban a mí”, contó entre lágrimas Janeth en entrevista con EL DEBER.

Con la ayuda de una pareja de trabajadores, Janeth logró escapar de la balacera. Caminó por más de tres horas en el bosque hasta que, cerca de medianoche, se encontró con otro grupo de sus trabajadores que se dirigían en moto al hospital del municipio de Sena, pues el enfrentamiento había dejado a varios heridos, de los cuales uno no resistió y murió.

“Solo pensaba en mis hijos, yo soy madre y padre para mis hijos, y solo pensaba en ellos en ese momento, me llevaron por el monte sin linterna a rumbo, me caía, me levantaba, solo escuchaba disparos y disparos, fue lo peor para mí. Después de caminar por más de tres horas me alcanzan mis trabajadores y me voy con ellos hasta el hospital, ahí me entero que mi zafrero había muerto”, relató.

Según Janeth, las amenazas no son recientes. Empezaron el año pasado con varios intentos frustrados de tomar sus tierras; sin embargo, se intensificaron hace un par de semanas, cuando estas personas le dieron un plazo para salir de la propiedad, caso contrario correría sangre.

Janeth asegura que los avasalladores serían liderados por dirigentes de la Central Campesina Sena San Lorenzo, que aún sabiendo que cuenta con la titulación de las 500 hectáreas y una certificación del Instituto Nacional de Reforma Agraria (INRA) que la ratifica como tutora, quieren adueñarse de su predio.

“Juan Carlos Antelo, Gerson Racua, Daniel Trujillo, Esequias Ibana, Humberto Suárez y Napoleón Antelo, ellos son las personas que mandaron a estas personas para buscarme y matarme”, aseveró Janeth.

En ese sentido, contó que, en varias marchas de la Central Campesina Sena San Lorenzo quemaron muñecos con su rostro y el de otros barraqueros de la zona. Además, en su propiedad colocaron una bandera negra, lo que interpreta como una advertencia de muerte.

“Temo por mi vida porque ayer (jueves) me buscaban a mí para matarme y a todos les dicen que donde me encuentren me van a agarrar. Si no fuera por esa gente que me llevó por el bosque yo estaría muerta”, dijo Janeth.

Los avasalladores colocaron una bandera negra en la barraca

Hasta el momento no se ha establecido la identidad de la víctima fatal, pero se trata de un zafrero oriundo de la ciudad beniana de Riberalta que trabajaba en la propiedad y que el cuerpo se encuentra hospital de Sena.

A su vez, se conoce que la intensa lluvia que cae este viernes en Cobija ha imposibilitado el desplazamiento de la Policía hasta el lugar de los hechos, pero las investigaciones ya están en curso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *