Mons. Coter: “El Cordero de Dios, es el verdadero Cordero capaz de liberar la humanidad”

Prensa CEB 15.01.2023// Monseñor Eugenio Coter, obispo del Vicariato Apostólico de Pando y Administrador Apostólico del Vicariato de Reyes, la mañana de este 15 de enero, desde la Catedral de Nuestra Señora del Carmen en Riberalta, ha reflexionado sobre la sangre del Cordero que nos libera de la muerte y de las actitudes de muerte, del pecado del mundo, en medio de la persecución que hoy sufre la Iglesia de manera directa e indirecta.

Mons. Coter, reiteró que “El Cordero de Dios, es el verdadero Cordero capaz de liberar la humanidad, capaz de liberarnos del mal.  Entonces es el que de verdad te da la libertad si lo dejas entrar en tu vida, si le dejas actuar en tu vida, Él te abre el camino a la vida y a la gracia, y esto como persona y como comunidad”.

Asimismo, pidió pensar en la Iglesia de los mártires, esa iglesia que sigue confrontando la persecución en muchos lados del mundo por su manera distinta de vivir, “porque tiene el coraje de no venderse, de no arrodillarse frente a los lobos que hay, y tiene la libertad que reafirmar cual es el bien, cual es el camino que hace vivir e indicar también, cuál es el que está destruyendo y cuál es el mal. Es la Iglesia del Cordero, este Cordero que nos salva, nos redime, que nos abre el camino a través de la donación de su vida y de su sangre”.  “Nos libera no solo de la muerte, sino de las actitudes de muerte”, puntualizó.

El obispo advirtió que entrar en esta lógica de vida, capaz de vencer la lógica de la muerte, causa confrontación y puede costar sangre o persecución: “piensa en la persecución de la Iglesia, para no ir lejos de nosotros en Nicaragua, piense en otra situación de persecución de la Iglesia directa o indirecta, porque el mal es también sutil, sabe meterse indirectamente donde no puede… busca corromper, busca ofrecerte una mano de amistad, para poder tener la otra libre con cuchillo”.

El obispo subrayó que el Cordero de Dios es el que quita el pecado del mundo y compartió la oración del pastor protestante, Joe Wright, en el Senado de Kansas, este 6 de enero, en la oración de apertura sobre el pecado del mundo:

«Señor, venimos ante de Ti este día,

para pedirte perdón y para pedir tu dirección.

Sabemos que tu Palabra dice:

“Maldición a aquellos que llaman bien

a lo que está mal”

y es exactamente lo que hemos hecho.

Hemos perdido el equilibrio espiritual

y hemos cambiado nuestros valores.

Hemos explotado al pobre

y hemos llamado a eso “suerte”.

Hemos recompensado la pereza

y la hemos llamado “ayuda social”.

Hemos matado a nuestros hijos

que aún no han nacido

y lo hemos llamado “la libre elección”.

Hemos abatido a nuestros condenados

y lo hemos llamado “justicia”.

Hemos sido negligentes al educar

y disciplinar a nuestros hijos

y lo hemos llamado “desarrollar su autoestima”.

Hemos abusado del poder

y hemos llamado a eso “política”.

Hemos codiciado los bienes de nuestro vecino

y a eso lo hemos llamado “tener ambición”.

Hemos contaminado las ondas de radio y televisión

con mucha grosería y pornografía

y lo hemos llamado “libertad de expresión”.

Hemos ridiculizado los valores establecidos

desde hace mucho tiempo por nuestros ancestros

y a esto lo hemos llamado “obsoletos y pasados”.

Oh Dios, mira en lo profundo de nuestros corazones;

purifícanos y líbranos de nuestros pecados. Amén».

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *