Un muerto y 150 detenidos en protestas en Cuba; afines al Gobierno toman las calles

Ministerio del Interior informó de un fallecido en protesta en una barrio de La Habana. Trabas en internet se multiplican luego de las manifestaciones. Una you tuber transmistió en vivo su detención. Rumores de levantamiento en Camagüey

BBC – Un hombre murió y unas 150 personas permanecen detenidas ayer en Cuba, mientras el internet móvil sigue cortado dos días después de las protestas contra el gobierno, que niega un “estallido social” en medio de las críticas a Washington. Afines al Gobierno han tomado las calles y los parques de las ciudades.

El hombre, de 36 años, falleció cuando participaba el lunes en una protesta en el humilde barrio La Güinera, en la periferia de La Habana, donde hubo enfrentamientos entre manifestantes y policías.

Las inéditas manifestaciones, que degeneraron en enfrentamientos con las fuerzas del orden, son alimentadas por la crisis económica que sacude al país, pero el gobierno niega un “estallido social”.

La tensa situación que vive la isla hizo reaccionar otra vez al presidente Miguel Díaz Canel que publicó ayer dos mensajes en Twitter: “La revolución cubana no va a poner la otra mejilla a quienes la atacan en espacios virtuales y reales. Evitaremos la violencia revolucionaria, pero reprimiremos la violencia contrarrevolucionaria. Quien ataca a los agentes del orden, ataca al país”. Y en otro asegura: “La contrarrevolución sueña con una guerra entre cubanos”, y añade: “No vamos a darles el gusto”.

Desde el lunes, tras el llamamiento del Gobierno, numerosos grupos de afines han tomado parques y espacios públicos para defenderr la revolución. En el Capitolio Nacional, junto al parque de la fraternidad, se reunió más de un centenar de personas al grito de ¡Viva Fidel!.

Detenidos

“Los listados iniciales de detenidos en las protestas en Cuba superan los 150”, escribió en su cuenta de Twitter el director para las Américas de HRW, José Miguel Vivanco, quien además alertó de que “se desconoce el paradero de muchos de ellos”.

Se informó tambien que la líder de la organización opositora Damas de Blanco, Berta Soler, fue arrestada con su esposo cuando salían de su casa en La Habana, informó la agrupación en un tuit.

Una youtuber, Dina Stars, fue arrestada en su casa por la policía cuando hablaba en vivo con un programa de la televisión española, según esta última. La joven dijo que si algo le pasaba era culpa del gobierno.

Cierre de Internet

Estados Unidos instó ayer a Cuba a poner fin a las restricciones de internet impuestas tras protestas antigubernamentales sin precedentes y renovó el pedido de liberación de los detenidos.

“Hacemos un llamado a los líderes de Cuba para que demuestren moderación (y) respeto por la voz del pueblo abriendo todos los medios de comunicación, tanto digitales como no digitales”, dijo en rueda de prensa el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price.

“Cerrar el acceso a la tecnología, cerrar los canales de información, eso no hace nada para responder a las necesidades y legítimas aspiraciones del pueblo cubano”, agregó.

“Felicitamos al pueblo de Cuba por mostrar gran valentía”, dijo Price, y agregó que La Habana ha respondido tratando de “silenciar sus voces”. “Llamamos a la calma y condenamos toda violencia contra quienes protestan pacíficamente. Y también hacemos un llamado al gobierno cubano para que libere a cualquier detenido por protestar pacíficamente”, dijo.

El acceso a internet móvil, un gran aliado de estas protestas, fue rápidamente interrumpido.

El grupo de monitoreo de internet Netblocks reportó interrupciones en Cuba en las principales redes sociales y plataformas de comunicación, como WhatsApp y Facebook.

Por otro lado, el presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado estadounidense, el demócrata Bob Menéndez, descartó ayer una intervención militar de Estados Unidos en Cuba.

“No vamos a tener una intervención militar en Cuba”, aseguró a periodistas el veterano senador de origen cubano, actualmente el latino de más alto rango en el Congreso estadounidense.

Menéndez, acérrimo crítico de la revolución liderada por Fidel Castro que hace 62 años instauró una república socialista en Cuba, rechazó de plano una invasión a la isla.

“No lo ha hecho ninguna administración republicana, ni los más anticomunistas”, dijo. “Así que vamos a dejar eso de lado porque eso es lo que quieren los fidelistas. Los que mantienen el poder en Cuba quieren promover eso”.

“No va a haber una intervención militar en Cuba”, insistió. “Lo que sí va a haber es un respaldo al pueblo cubano”.

La política de Estados Unidos es apoyar a los cubanos “para que se respeten sus libertades, para que puedan decidir libremente quién los gobierne, para que puedan rezar en el altar que quieran, para que puedan desarrollar su oportunidad económica personal sin la decisión del Estado”, dijo.

Menéndez deploró por otra parte “los cierres de internet” en Cuba por parte de las autoridades, que según dijo impiden que los cubanos se comuniquen entre sí y que el mundo sepa los que pasando en la isla.

“¿Por qué un gobierno cierra internet a su pueblo? Solamente porque le tiene miedo a sus ciudadanos”, agregó.

En horas de la tarde corrieron rumores de un levantamiento en la población de Camagüey, a la que supuestamente se habrían plegado policías, aunque no hubo información oficial hasta anoche.

Llamado de la Iglesia

Los obispos católicos llamaron al “entendimiento” entre el gobierno y los protagonistas de las numerosas protestas que sacudieron a Cuba el domingo y el lunes, pidiendo que se eviten el enfrentamiento y la violencia.

“Nos enseña el Papa Francisco y, a su vez, las experiencias vividas, que las crisis no se superan con el enfrentamiento sino procurando un entendimiento”, dicen los prelados en un comunicado fechado el lunes, pero publicado ayer en el sitio de la Conferencia Episcopal.

El domingo “salieron a las calles miles de personas en ciudades y pueblos de Cuba, protestando públicamente, expresando su malestar por el deterioro de la situación económica y social que vive nuestro pueblo y que se ha acentuado de manera significativa”, indican los obispos.

Reconocen que el gobierno de Miguel Díaz-Canel “ha tratado de tomar medidas para paliar las referidas dificultades, pero también comprendemos que el pueblo tiene derecho a manifestar sus necesidades, anhelos y esperanzas”.

“La violencia engendra violencia, la agresividad de hoy abre heridas y alimenta rencores para mañana que costará mucho trabajo superar”, indican los obispos y llaman a con “serenidad de espíritu y buena voluntad, ejercitar la escucha, la comprensión y la actitud de tolerancia”.

LA ANGUSTIOSA ESPERA DE LAS MADRES DESPUÉS DE LAS PROTESTAS EN LA ISLA
Frente a la estación de policía de El Capri, en la periferia de La Habana, una mujer llora de angustia por la suerte de su hija, detenida el lunes durante la protesta que estremeció ese barrio humilde.

”A mi hija se la llevaron ayer (lunes) y no sé nada de ella, pero no diré más, ni quiero que me filmen”, dice con agotamiento y temor.

De baja estatura y tez morena, la mujer espera alguna información pues dice que no sabe “nada”.

Su angustia es la de muchos familiares de los más de un centenar de detenidos en toda la isla durante dos jornadas de manifestaciones antigubernamentales.

Una primer teniente recibe en la estación de policía a los familiares que llegan a indagar.

“Todos los detenidos fueron trasladados al (centro de detención) Vivac, a 100 y Aldabó (cuartel general de la Dirección Técnica de la Policía Nacional) y a 10 de Octubre (otra estación)”, les dice sin dar más detalles.

Otra madre de 50 años también indaga por el paradero de su hijo de 21 años. “Se lo llevaron de la casa esposado y a golpes, sin camisa, sin mascarilla”, y también “se llevaron a muchos del barrio, jóvenes y viejos”, precisa la mujer, que prefiere no revelar su identidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.